Page 1 of 3 1 2 3 LastLast
Results 1 to 15 of 31

Thread: Doctor Atomic

          
   
    Bookmark and Share
  1. #1
    Schigolch
    Guest

    Doctor Atomic

    "El desarrollo de la energía atómica proporcionará a las naciones nuevas armas de destrucción. Disponer de bombas atómicas representa tan solo el primer paso en esta dirección, y practicamente no existen límites a la fuerza destructiva que nos proporcionará su futuro desarrollo. Por tanto, una nación que siente el precedente de usar estas nuevas fuerzas de la naturaleza liberadas con propósito de destrucción tendrá que cargar con la responsabilidad de abrir la puerta a una era de devastación de escala inimaginable."

    Leo Szilard y otros 69 firmantes


    Naturalmente, la ópera que refleja el destino final de esa carta al Presidente de Estados Unidos, es Doctor Atomic, de John Adams. Se compuso por encargo de la Opera de San Francisco, cuya directora general, Pamela Rosenberg, sugirió el tema como el de un "Fausto americano". John Adams no vió a Fausto en el personaje de Robert Oppenheimer pero el tema le atrapó y desarrolló la nueva ópera con la colaboración de Peter Sellars, que compuso el libreto sobre fuentes originales (tan variadas como documentos gubernamentales recientemente desclasificados, obras de diferentes poetas, o el Bhagavad Gita).

    La obra fue estrenada en San Francisco el 1 de Octubre de 2005. Dos años mas tarde se estrenó en Europa, en la Nederlandse Opera de Amsterdam. En 2008 se representó en el MET. El éxito de la ópera ha sido rotundo, seguramente por la gran calidad del trabajo.




  2. #2
    Schigolch
    Guest
    John Adams (Worcester, MA, 1947) es uno de los compositores más conocidos de la actualidad. Tras terminar sus estudios en Harvard se mudó a California, donde permanece desde entonces, siendo profesor durante muchos años del conservatorio de San Francisco.

    En su formación musical, Adams tuvo maestros serialistas (entre ellos, Roger Sessions) que no debieron causar gran impresión en su alumno, pues enseguida rechazó sus postulados y empezó a componer en un lenguaje neotonal.

    Parte de ese lenguaje lo encontró en la corriente del minimalismo. Iniciado en USA, las bases teóricas del movimiento se centran en evitar disonancias y sobre todo en la repetición obsesiva de cortas frases musicales llamadas “células”. Los compositores principales, además del propio Adams, son Steve Reich, Philip Glass, Terry Riley y La Monte Young en América. En Europa, ha influido en músicos como Louis Andriessen o Henryk Gorecki. Adams siempre ha rechazado su inclusión en el grupo de minimalistas (pertenece a una generación posterior a los iniciadores del movimiento), pero su música habla por sí sola a este respecto.

    Adams es a la vez un compositor muy prolífico, y muy irregular. Además de Doctor Atomic, veremos como en su producción operística tiene grandes aciertos y enormes decepciones. También en su faceta instrumental.

    El compositor habla de sí mismo y su obra en el siguiente libro:



    de notable interés, aunque no existe por el momento edición en castellano.

    Para empezar a escuchar su música, vamos a utilizar una composición para orquesta, coro, coro infantil y sonidos pregrabados, On the Transmigration of Souls, estrenada en el año 2002 y que recibió el premio Pulitzer. Tras los atentados del 11 de Septiembre, el compòsitor recibió la comisión de escribir una pieza en memoria de las víctimas.

    En el estilo que podemos identificar como típico de Adams, la obra supuso un gran éxito y la consagración definitiva de su autor a nivel popular como uno de los músicos más prestigiosos del país. Sin embargo, tras escuchar la pieza, queda una sensación de falta de profundidad, de una cierta incapacidad para transmitir la emoción del atentado y su impacto en las víctimas y sus seres queridos; todo envuelto, eso sí, con una impecable profesionalidad.


  3. #3
    Schigolch
    Guest
    En 1985, Adams presenta lo que tal vez fuera su obra más ambiciosa hasta la fecha, Harmonielehre.



    El título está tomado del famoso tratado de armonía de Schönberg, y Adams quiere hacer notar como la armonía tradicional presentada en el libro, todavía tenía su lugar en la música de finales del siglo XX.

    Escrita para orquesta sinfónica, con percusión reforzada, dos arpas, piano y celesta, consta de tres movimientos entre los cuales el primero es el más interesante, con ese principio de acordes en forte, y estética minimalista, que se van disolviendo finalmente en amplias melodías de textura casi mahleriana.

    El segundo, Anfortas Wound, aún abunda más en ese estilo neorromántico, combinado con algunos toques de expresionismo. El tercero, Meister Eckhardt and Quackie, nos devuelve brevemente a las referencias minimalistas, antes de terminar en una franca reivindicación de la tonalidad, en un acorde de Mi bemol.

    La obra completa dura cerca de tres cuartos de hora, y se puede escuchar en youtube.


  4. #4
    Schigolch
    Guest
    Con motivo del estreno de la ópera en el MET, la Universidad de la Ciudad de Nueva York organizó una serie de charlas en las que se revisaban distintos aspectos de Doctor Atomic.

    En este video en youtube, Peter Gelb comenta la producción con John Adams, la directora artistica Penny Woolcock y el diseñador Julian Crouch. Naturalmente, la discusión se desarrolla en inglés:


  5. #5
    Schigolch
    Guest
    If opera is going to have any tradition in our time, and particularly in this country, it really has to address the issues of our lifes.

    John Adams



    Para Adams, la cultura norteamericana de nuestros días está contaminada de forma irremediable por las películas para adolescentes que produce actualmente Hollywood, la música pop y la televisión. Si esto se combina con la necesidad de buscar financiación privada de la mayoría de las instituciones culturales....

    La única forma real de hacer nueva ópera en América, es, como dice Adams, "representar los problemas de nuestra vida actual" de una forma directa, o bien a través de clásicos de la cultura americana.

    Si repasamos los mayores éxitos de la ópera estadounidense en los últimos años: The Life and Times of Malcolm X, Nixon in China, Jackie O, Little Women, A streetcar named desire, The Great Gastby, Dead Man Walking o la propia Doctor Atomic, la gran mayoría responden a este patrón.

  6. #6
    Schigolch
    Guest


    En 1987, John Adams estrena Nixon in China, una de las mejores óperas escritas en la segunda mitad del siglo XX.

    La visita del presidente Nixon a China para estrechar relaciones con el gigante asiático y formar un frente común contra Rusia, fue una memorable jugada diplomática y uno de los momentos álgidos de la Guerra Fría.


    Los principales papeles son:

    • Richard Nixon --> Barítono
      Pat Nixon --> Soprano
      Zhou Enlai --> Barítono
      Mao Zedong --> Tenor
      Henry Kissinger --> Bajo
      Jiang Qing (esposa de Mao) --> Soprano


    La ópera, sin embargo, presenta los hechos (a través de un magnífico libreto de la poetisa Alice Goodman, basado en una idea original de Peter Sellars) como poco más que una visita social, sin mayores consecuencias, y se centra en la evolución de los personajes a lo largo de la semana que los americanos pasaron en conversaciones con los líderes chinos, y visitando algunas ciudades del país.

    Así, Mao es un hombre frío, calculador. Zhou, un profeta, un hombre de complejo mundo interior. Nixon, dubitativo, aparentando una seguridad que no posee. Pat, una típica esposa americana. Kissinger, un ser sin escrúpulos y la esposa de Mao, una figura de hielo perdida en ensoñaciones de poder absoluto.

    La combinación del libreto y la música de Adams, consigue una sensación casi de documental, de estar viendo algo mucho más remoto en el tiempo que 1972.

    En el acto I destaca el aria de Nixon, "News has a kind of mistery". El acto II incluye una representación teatral dentro de la ópera, el ballet chino Destacamento rojo de mujeres, espléndidamente retratado por Adams y Goodman como una especie de pesadilla totalitaria, en una estética kistch. En el Acto III, los personajes meditan sobre sí mismos y su pasado, mientras en la mente del espectador se afirma la falta de contacto con la realidad, la sensación de sueño tenebroso e inútil que desprende toda la ópera.

    Podemos ver la ópera completa en youtube:


  7. #7
    Schigolch
    Guest
    Una de las opiniones de Adams, es que la orquesta sinfónica está próxima a agotarse como medio de expresión para los compositores.

    Aunque en sus propias obras ha empleado normalmente instrumentación tradicional, más allá de las inevitables referencias a la percusión, también ha hecho sus pinitos en música electrónica.

    Sin embargo, no se puede decir que los resultados hayan sido espectaculares. Como muestra, un botón:


  8. #8
    Schigolch
    Guest


    Tras el éxito de Nixon in China se esperaba con mucho interés la segunda obra de Adams, y en 1991 se estrena en Bruselas The Death of Klinghoffer.

    De nuevo con libreto de Goodman, la ópera narra el secuestro del buque Achille Lauro por terroristas palestinos, que acaba en el asesinato del pasajero americano Leon Klinghoffer, de ascendencia judía.

    Aunque el estilo es similar al de su primera ópera, los resultados no están a la altura, especialmente en los pasajes orquestales y la línea vocal un tanto anodina. Tal vez lo más interesante sean las intervenciones del coro. Una adaptación cinematográfica rodada por Penny Woolcock, en la que se omite una parte importante del material de la ópera, es igualmente desafortunada.

    En su momento, hubo una gran controversia y se acusó a los autores de ponerse del lado de los terroristas. En realidad, el retrato sicológico de secuestradores y secuestrados está relativamente bien conseguido, las carencias de la ópera están más en el plano musical que en el dramático.



  9. #9
    Schigolch
    Guest
    Escrita en 1986, Short Ride in a Fast machine es tal vez la pieza más ejecutada de Adams, al menos en Estados Unidos. Se trata de una fanfarria, en la que la percusión (cajas chinas) marca un ritmo tenaz, casi fanático, apoyado después por las metales en forte y con la entrada de los clarinetes. El resto de la orquesta se les une a un paso realmente 'fast', y todo termina en unos cuatro 'short' minutos.



  10. #10
    Schigolch
    Guest


    En 1995, tras el relativo fracaso de su anterior ópera, Adams alcanza el nadir de su producción, con el estreno de lo que él mismo llamaba un musical/ópera. I Was Looking at the Ceiling and Then I Saw the Sky, de nuevo con la colaboración de Peter Sellars, en esta ocasión con libreto de la poetisa June Jordan, utiliza una instrumentación electrónica y voces amplificadas no operísticas. El tema son las reacciones de un grupo de jóvenes tras un terremoto en Los Angeles.

    Realmente muy floja.


  11. #11
    Schigolch
    Guest
    Una de las últimas obras instrumentales de Adams es la sinfonía City Noir, estrenada el año 2009.

    Planteada como un homenaje al jazz de los años 40 y 50, al que Adams es aficionado, escuchamos el último movimiento, Boulevard Night:


  12. #12
    Schigolch
    Guest


    En Diciembre del año 2000 se estrena en París El Niño, una obra de John Adams calificada en esta ocasión como oratorio-ópera, y también como un oratorio para ser representado en Navidad.

    Consideraciones estructurales aparte, la obra está pensada para soprano, mezzo, barítono, coro de tres contratenores, coro, coro infantil y orquesta. Dura aproximadamente dos horas, de las cuales la última se hace realmente muy larga. La música tiene una inspiración discutible, pero en el mejor de los casos se agota pronto.

    Tal vez el mayor interés consiste en la forma en que Peter Sellars abordó la creación del libreto, recogiendo diversas fuentes (la Biblia, Hildegard von Bingen, misterios medievales, poemas en castellano de Gabriela Mistral, Rubén Darío, Sor Juana Inés de la Cruz, Rosario Castellanos,...) y ensamblando esas piezas en un interesante rompecabezas, a la manera que después tuvo tanto éxito en Doctor Atomic.


  13. #13
    Schigolch
    Guest


    Tras recuperar el pulso y la inspiración con Doctor Atomic, la siguiente ópera de Adams era una incógnita. Desgraciadamente, se resolvió en la línea de El Niño.

    A flowering tree, con libreto de Sellars y el propio Adams, fue un encargo para celebrar el 250 aniversario del nacimiento de Mozart. Se basa en un cuento procedente del sur de la India sobre una joven y hermosa hechicera capaz de transformarse en árbol, un Principe que se enamora de ella y las visicitudes que atraviesan hasta que finalmente la pareja puede disfrutar de su amor.

    La ópera está escrita para soprano, tenor, barítono, coro y orquesta sinfónica. A estas alturas de su carrera, parece evidente que al Adams operístico le motivan temas de gran impacto social y político, frescos de la vida contemporánea, mientras que los oratorios, las vicisitudes de un grupo de jóvenes o los cuentos orientales se despachan con profesionalidad, pero de manera un tanto rutinaria. Al menos, no son capaces de despertar su inspiración. En el caso de A flowering tree, además, la ópera se acerca a las tres horas y se antoja eterna.


  14. #14
    Schigolch
    Guest
    Una de las composiciones más interesantes de Adams en su primera etapa es Shaker Loops, escrita en 1978 para septeto de cuerdas y revisitada en 1983 en versión orquestal, donde se pueden rastrear las influencias minimalistas y la tendencia a componer en ciclos que forman la base de su estilo.

    Escuchamos el primer movimiento, Shaking and Trembling.



    Por su parte, Gnarly Buttons es otra composición para orquesta de cámara, con clarinete solista, estrenada en 1996. Podemos observar comparando con la primera pieza que Adams, a pesar de haber transcurrido casi veinte años, sigue construyendo su música usando parecidas estructuras básicas.


  15. #15
    Schigolch
    Guest
    Vamos a iniciar un breve bosquejo de la vida real de los protagonistas de Doctor Atomic, que luego confrontaremos con el tratamiento que reciben en la ópera.




    La vida de Robert Oppenheimer, a pesar de su nombre tan poco operístico, constituye un buen material de base para una ópera.

    Hombre carismático, de enorme cultura, gran organizador, su labor como científico no fue especialmente relevante. Desde luego, por debajo de su talento. Tal vez su mejor aportación fue el cálculo de la masa límite para evitar el colapso gravitatorio de una estrella.

    Educado en Harvard, pasó varios años en Europa, y formaba parte del grupo de científicos trabajando en los intentos de explorar las posibilidades de construir una bomba atómica, cuando el gobierno de Estados Unidos decidió unificar los esfuerzos y lanzar el Proyecto Manhattan.

    El general Groves, entre otras posibilidades, eligió a Oppenheimer como director científico del proyecto por varias razones: era norteamericano de origen, tenía una buena relación con el resto de físicos que trabajaban en el tema, cierta experiencia como organizador y una personalidad capaz de generar consensos y manejar conflictos entre personal tan volátil como un grupo numeroso de científicos embarcados en un empeño de semejante magnitud. En su contra, jugaba la radicalidad de sus puntos de vista políticos desde una perspectiva estadounidense, aunque ese aspecto en los años de Roosevelt no tenía tanta importancia como antes o después de su presidencia.

    La labor de Oppenheimer como responsable del Proyecto Manhattan fue realmente brillante. El reconocimiento popular como "padre de la bomba atómica" no está muy lejos de la verdad. Aunque su aportación a los avances técnicos fue modesta, inspiraba a sus colegas y era capaz de coordinar su trabajo y hacerlo avanzar hacia el objetivo final.

    Tras el gran triunfo que supuso llevar a buen término semejante proyecto, la estrella de Oppenheimer empezó a decaer. Se opuso frontalmente al desarrollo de la bomba H, proponía crear un comité internacional de control de la energía atómica y finalmente fue acusado de conducta sospechosa durante la guerra (los soviéticos habían colocado varios topos en el Proyecto Manhattan, y la actuación de Oppenheimer levantó dudas sobre su propia lealtad) y su certificación como persona autorizada a trabajar en los secretos atómicos, revocada.

    Fue una gran humillación para Oppenheimer, de la que nunca acabó de reponerse, aunque el presidente Kennedy rehabilitó más adelante su figura y fue condecorado por el presidente Johnson. De esa manera, se hizo justicia con un hombre que realizó un gran servicio a su país. Aunque, como le comentaba Albert Einstein, a quien sustituyó en Princeton, when it’s once been given to a man to do something sensible, afterward life is a little strange.

    Oppenheimer era aficionado a la música, la poesía, el misticismo oriental, la etnografía, los espacios abiertos .... Vamos a escuchar su pieza favorita:


Page 1 of 3 1 2 3 LastLast

Bookmarks

Posting Permissions

  • You may not post new threads
  • You may not post replies
  • You may not post attachments
  • You may not edit your posts
  •  


free html visitor counters
hit counter




Official Media Partners of Opera Carolina

Opera Lively is the Official Media Partner of Opera Carolina

Official Media Partners of NC Opera

Opera Lively is the Official Media Partner of North Carolina Opera

Official Media Partners of Greensboro Opera

Opera Lively is the Official Media Partner of Greensboro Opera

Official Media Partners of The A.J. Fletcher Opera Institute and Piedmont Opera

Opera Lively is the Official Media Partner of The A.J. Fletcher Opera Institute
of the University of North Carolina School of the Arts and Piedmont Opera

Official Media Partners of Asheville Lyric Opera

Opera Lively is the Official Media Partner of Asheville Lyric Opera

Official Media Partners of UNC Opera

Opera Lively is the Official Media Partner of UNC Opera
Dept. of Music, UNC-Chapel Hill College of Arts and Sciences

www.operalively.com

VISIT WWW.OPERALIVELY.COM FOR ALL YOUR OPERA NEEDS